martes, 15 de julio de 2014

ILUSO


Iluso me llaman, porque vivo de ilusiones.
Cuando estoy dormido vivo en sueños y cuando estoy despierto vivo soñando.
Decidme iluso tantas veces queráis.
Decidme soñador si es vuestra voluntad.
¿Qué culpa tengo yo? Si antes de gatear aprendí  a volar.
No es otro mi rezo que podáis soñar conmigo y no es otro mi deseo que colmaros de ilusiones.

 

Vale la pena intentarlo.
Sé que es grande el reto, sé que derramaré sangre entre sudores.  Pero si alguna vez lo consigo ¿Quién será el iluso?
 ¡El ilusionado entre ilusiones!
 ¿Qué sería de este mundo sino hubiera soñadores?